Ubicación  /    
Academia de Educación Acuática en Irapuato, Gto. | ACUATICS

Academia de Educación Acuática en Irapuato, Gto.


Informes al 462 625 3256

Un sistema respiratorio fortalecido puede enfrentar el coronavirus y salir adelante

  • 15/05/2020 02:30:00 p. m.
  • No. de visitas 500
  • Regresar

 

Es por todos sabido que el COVID-19, ese virus que nos ha mantenido confinados por más de 50 días sin ir a la escuela, sin trabajar o trabajando desde casa, y lo más importante, nos ha mantenido alejados de nuestros seres queridos, llegó para quedarse. 


Tal parece que ya va a a ser parte del paisaje en todo el mundo, entonces, la mejor manera de convivir con éste y otros virus es fortalecer nuestro organismo.


Este virus ataca el sistema respiratorio, de manera que un sistema respiratorio fuerte tendrá más posibilidades de hacer frente a él y salir bien librado, ¿no lo crees?


La natación, al ser uno de los tres deportes aeróbicos, es una actividad física que fortalece nuestro sistema respiratorio.


Cuando nadas necesitas inhalar y exhalar aire con un ritmo. Es tan importante el ritmo respiratorio al nadar, que si lo pierdes, se te mete el agua en la nariz o en la boca.


En principio, la mecánica de la respiración acuática es muy simple: coger aire por la boca y expulsarlo dentro del agua. El nadador debe inspirar (inhalar o coger aire) a través de la boca y espirar (exhalar o echar el aire de los pulmones) a través de la boca y la nariz.


Esta respiración “acuática” es lo que hace de la natación una actividad física tan diferente a las otras actividades aeróbicas. Y es que esta exigencia respiratoria extra hace que nuestros pulmones se hagan cada vez más grandes, más fuertes y más resistentes.


La natación, además, entrena al diafragma y los músculos de la respiración (intercostales) y les da una fuerza mayor. Esta fortaleza extra de los músculos de la respiración nos ayudan cuando hay que toser, expulsar flemas, o tomar inspiraciones profundas. 


Es por ello que muchos nadadores tienen un tórax más amplio, por el desarrollo de estos músculos y la gran capacidad de sus pulmones.


Por todo esto, la natación es una actividad física superior, que entrena especialmente al aparato respiratorio, el cual es el que tenemos que tener bien fuerte para convivir con este nuevo virus que llegó para quedarse.



Archivo




  • Nuevo
  • Popular
  • Etiquetas

Encuesta